Tecnología y salud: Dos términos clave para los deportistas de la actualidad

La integridad de los deportistas ha sido una de las preocupaciones de marcas e instituciones vinculadas al deporte. La tecnología tiene un papel protagónico en esta inquietud.

Actualmente, existe una masificación de la práctica deportiva a nivel mundial. En la mayoría de los países, sus habitantes adoptan rutinas de ejercicio como una forma de evitar enfermedades y, a su vez, evitar los gastos médicos. En otros casos, el simple deseo o interés que despierta un deporte, obliga a las personas a practicarlos.

Lo que si no se pone en tela de juicio, es la importancia de la tecnología en el deporte moderno. Pero, más allá de la tecnología en pro del rendimiento individual o colectivo, la importancia de la misma en beneficio de la salud y de la integridad de los deportistas.

La regulación de la temperatura corporal

En deportes de equipo, como en el fútbol o el baloncesto, es común denominador el hecho de afrontar cotejos en condición de visitante.

En muchos de estos casos, las condiciones climáticas que enfrentan los deportistas son muy diferentes a las que tienen cuando realizan deporte en su sede o estadio. La variación de la temperatura en estos casos, sobre todo cuando sube drásticamente, influye negativamente no sólo en el rendimiento de los atletas, sino en su salud.

En los últimos 10 años, la preocupación de marcas y franquicias por desarrollar uniformes que ofrezcan seguridad y salud para los deportistas ha sido una constante.

NBA Camisetas es un vivo ejemplo de ello. Incluso en canchas de la NBA, la presión y la cercanía de las tribunas obliga a contar con indumentarias que eviten que los deportistas sufran a causa del calor, con las implicaciones que a nivel cardiovascular y cerebral puede tener.

Es por ello que las camisetas modernas ofrecen ventilación extra, materiales más flexibles, que eviten la acumulación de líquidos (sudor, agua), estando siempre livianas para los atletas.

La protección de las lesiones en la cabeza

En deportes donde no existe protección para la cabeza, como baloncesto, tenis o fútbol, se obliga a los árbitros principales a prohibir a un deportista que siga participando, si este ha recibido un golpe en la cabeza.

En otros deportes, como el ciclismo, el casco de ciclismo no sólo constituye una indumentaria obligatoria, sino que incluso se reconoce como una compra necesaria cuando se opta por la adquisición de una bicicleta para nosotros o para nuestros hijos.

Y es que el casco de ciclismo representa la única protección contra lesiones fuertes en la cabeza. En este deporte, y en otros como el motociclismo, muchos accidentes lamentables pudieron ser evitados por un buen casco.

En la actualidad, estos son fabricados con acolchados especiales que evitan, a toda costa, que cabeza sufra impactos o movimientos bruscos.

La recuperación de las lesiones

Tanto si eres deportista de élite o compites con tus amigos y compañeros de trabajo los fines de semana, una de las prioridades de la práctica deportiva moderna es la de la recuperación de las lesiones.

Una lesión no vista a tiempo, no atendida, o mal tratada, puede condicionar el rendimiento de los atletas y, potencialmente, condicionar también su carrera.

Si bien la prioridad es detectar lesiones y atenderlas (con el uso de la tecnología), los tratamientos siguen siendo invariables, dada su eficacia.

La mayoría de las lesiones, en una gran cantidad de deportes, se solucionan con tratamientos alternativos. Como los de esta fisioterapia en Guadalajara.

Sólo un pequeño porcentaje de las lesiones requieren de una intervención quirúrgica. Y mucho de esto tiene relación directa con los métodos de análisis y ponderación de lesiones en la actualidad, donde hasta un atleta de martes y jueves puede recurrir a la tecnología para prevenir males mayores.

Compartir

Dejar comentario

Escriba su comentario
Escriba su nombre aquí